Desaparece las dolorosas AMPOLLAS DE LOS PIES con estos asombrosos remedios. ¡El número 4 es sorprendente!



Uno de los problemas de salud más comunes, ocasionado principalmente por la fricción, el calzado muy ajustado, el calor y la humedad, son las ampollas en los pies, aunque en ciertas circunstancias también son provocadas cuando la persona está usando zapatos nuevos.

Como seguramente lo habrás notado, ya que la mayoría de la población ha padecido a causa de las ampollas al menos una vez en su vida, estas vesículas normalmente están llenas de un líquido acuoso transparente, aunque cuando se inflaman suelen rellenarse de puso o sangre.

Anuncios


Afortunadamente, existen diversos remedios caseros que, además de ser fáciles de elaborar y económicos, generan resultados excelentes. Y en este espacio vamos a compartirte algunos de los más sencillos y efectivos.

1. Aloe vera
El aloe vera es un excelente remedio natural para el tratamiento de ampollas en los pies. Esta planta posee efectos antiinflamatorios potentes y puede reducir el enrojecimiento y la inflamación. Por otra parte, debido a su alto contenido de agua, el aloe vera hidrata la zona afectada y acelera el proceso de curación, especialmente si la ampolla se rompe.

Y es tan sencillo como aplicar gel fresco de aloe vera para en la ampolla y dejar secar, para luego enjuagar con agua tibia. Otra opción es combinar el gel de aloe vera con una cápsula de vitamina E.

2. Té Verde o Negro
Tanto el té negro como el verde actúan como eficaces antiinflamatorios, aunque se ha demostrado que el verde tiene un efecto más potente que el negro.

Añade una bolsa de té verde en 250 mililitros de agua hirviendo y déjalo reposar durante 5 minutos y que se enfríe a temperatura ambiente. Sumerge una bola de algodón en el té y aplícalo en la ampolla. Deja que actúe durante 15 a 30 minutos. Repite este procedimiento dos o tres veces al día.

Anuncios

3. Vitamina E
La vitamina E estimula el proceso de curación y evita cicatrices. Rompe una cápsula de vitamina E y aplica el aceite en la ampolla. Deja reposar la sustancia durante al menos 30 minutos. Repite este procedimiento todos los días hasta que la ampolla esté completamente curada.


4. Pasta dental
La pasta de dientes contiene bicarbonato de sodio y mentol y es muy eficaz en el tratamiento de ampollas. Toma un poco de crema dental y aplícalo sobre la zona afectada. Deja que actúe durante dos horas. Enjuaga con agua tibia. Enseguida, aplica crema para los pies. Repite este procedimiento 1 o 2 veces al día hasta que la ampolla desaparezca. La pasta de dientes secará las ampollas y aliviará el dolor y la picazón.

Advertencia: No utilice pasta de dientes que sea especial para blanqueamiento.


5. Manzanilla
El té de manzanilla tiene la capacidad de aliviar el dolor y reducir la hinchazón. Prepara té de manzanilla (añadiendo 2 bolsas de té en 250 ml. de agua hirviendo) y deja que se enfríe. Empapa un algodón en esta infusión y aplícalo en la ampolla. Deja que actúe durante 10 minutos. Repite el procedimiento varias veces al día.

6. Vinagre de manzana
El vinagre de manzana posee fuertes propiedades antibacterianas y puede prevenir la infección en caso de que se rompa la ampolla. Toma en cuenta que el vinagre puede causar enrojecimiento local y sensación de ardor. Por lo tanto, se debe usar sólo una pequeña cantidad y aplicarla suavemente sobre la zona afectada.
Con tecnología de Blogger.