Elimine los callos con estos SENCILLOS remedios caseros... ¡el número 4 es sorprendente!


Los callos, conocidos en algunos casos como “ojos de pescado”, son un problema muy común entre hombres y mujeres por igual, especialmente en los cálidos meses de verano. Estos desagradables endurecimientos de la piel, que llegan a ocasionar llagas suceden como resultado de una presión excesiva, la fricción y la irritación de la capa superior de la piel.

Anuncios


La causa más común de callos en los pies es caminar o correr usando zapatos mal ajustados. Incluso estar de pie durante largos períodos con zapatos estrechos o de tacón alto puede ocasionar callos. Por lo general, la simple eliminación de la fuente de fricción o presión permite a los callos a sanar pero se necesita mucho tiempo y uno podría tener que soportar un montón de dolor y malestar hasta que se curen.
Si tiene problemas con los callos y le gustaría encontrar una solución rápida y sencilla, tenemos justo lo adecuado para usted. Aquí le presentamos algunos de los remedios caseros más eficaces que en poco tiempo le ayudarán a que sus pies vuelvan a la normalidad.


1. Aloe vera
Esta sorprendente planta es una excelente opción si usted está sufriendo de callos. Posee propiedades anti-inflamatorias (que ayudan a reducir la irritación) y una alta cantidad de agua que va a rehidratar la zona dñada, lo que permite acelerar el proceso de curación.
Aplique un poco de gel fresco de aloe vera sobre la zona afectada y deje actuar hasta que seque. Enjuague con agua tibia. También puede combinar el gel con aceite de vitamina E para obtener mejores resultados.

2. Té Verde o Negro

Estos dos tés tienen propiedades antiinflamatorias de gran alcance, pero el té verde es ligeramente más eficaz. Sugerimos hervir 250 mililitros (ml) de agua en una olla y agregarle una bolsa de té verde o negro, dejándola bullir durante 5 minutos. A continuación, dejar que el té se refresque a temperatura ambiente. Empape un algodón en este líquido y aplíquelo sobre el callo, dejando actuar durante 15-30 minutos. Repetir el tratamiento 2 o 3 veces al día hasta que la callosidad esté completamente curada.

Anuncios


3. Vitamina E
La vitamina E estimula el proceso de curación y previene la aparición de grietas y cicatrices. Tome una cápsula de vitamina E y vierta el aceite contenido en esta sobre el callo. Deje actuar durante al menos 30 minutos y repita el tratamiento todos los días.

4. Pasta dental
Gracias a los ingredientes que contiene, como bicarbonato de sodio y menta, la crema dental (pasta de dientes) puede ayudar a tratar sus callos dolorosos. Aplique un poco de pasta de dientes en la zona afectada y dejar actuar durante aproximadamente 2 horas. Enjuague con agua tibia y aplique crema hidratante. Repita el tratamiento una o dos veces al día hasta que se curen completamente.
Importante: No utilice una crema dental especial para blanqueamiento de dientes.

5. Manzanilla
El té de manzanilla tiene ciertas propiedades que reducirán el dolor y la inflamación ocasionados por los callos. Prepare un lote de té de manzanilla muy fuerte y deje que se enfríe a temperatura ambiente. Sumerja una bola de algodón en el té y aplíquelo sobre la zona afectada. Déjelo actuar durante 10-15 minutos y repita el tratamiento para un par de veces al día.

6. Vinagre de sidra de manzana
El vinagre de sidra de manzana posee fuertes propiedades anti-bacterianas, lo que significa que puede prevenir infecciones una vez que las ampollas revientan. Hay que mencionar que la aplicación de este vinagre puede causar cierto enrojecimiento y una sensación de escozor, por lo que si usted decide utilizar este remedio aplique una cantidad muy pequeña sólo el área afectada.

7. Curcumina
La curcumina es considerada como un antiséptico natural por lo que no es sorpresa que ayude a aliviar el dolor, reducir la inflamación y prevenir una infección. Mezcle una cucharadita de cúrcuma con un poco de agua para obtener una pasta espesa. Aplique la pasta sobre el callo y deje actuar durante 10-15 minutos. Repita este tratamiento dos veces al día hasta que la zona del callo esté completamente curada.

Anuncios


IMPORTANTE: Nunca se debe hacer reventar las ampollas de un callo, ya que esto sólo empeorará las cosas. Si le está causando una gran cantidad de dolor, puede intentar lo siguiente:

Lave bien sus manos
Tome una aguja limpia y sin usar
Límpiela con alcohol
Haga un pequeño orificio en la ampolla desde un lado y deje drenar el líquido
Lave la zona con agua y jabón
Aplique un poco de antiséptico y cúbralo con un vendaje
Cambie la venda todos los días
Importante: nunca remueva la parte superior de la ampolla a menos que esté extremadamente sucia o que esté expulsando pus.
Con tecnología de Blogger.