¡No creerás la BLANCURA que darás a tus dientes! Tu sonrisa será hermosa con este increíble remedio HECHO EN CASA



Sin lugar a dudas, una sonrisa con dientes blancos proporciona confianza y seguridad a quien la posee, por lo que no es de extrañar que la mayoría de las personas busquen todo tipo de remedios para brindarle esa preciada apariencia a su dentadura.

Afortunadamente, para lograr este objetivo ya no es necesario invertir grandes cantidades de dinero en costosos tratamientos, los que además toman demasiado tiempo en generar resultados.

Anuncios



Y es que aquí te presentaremos un novedoso remedio casero que, además de ser más económico y bastante eficaz, produce efectos en muy poco tiempo, entregándote esa blanca sonrisa que tanto deseas.


Te mostraremos cómo limpiar los dientes utilizando un método sencillo y eficaz. Bicarbonato de sodio y limón son los únicos ingredientes que necesitarás para producir milagros en tu dentadura… ¡en tan sólo 2 minutos!

Preparación de la pasta:
En un recipiente coloca una cucharada de bicarbonato de sodio y añádele una cucharada de jugo de limón (recién exprimido) y mezcla bien ambos ingredientes.

Toma una servilleta o trapo de textura suave y remoja uno de los extremos en la mezcla, para poder aplicarla a la dentadura.


Asegúrate de que el remedio cubra bien cada uno de los dientes.
Deja que reposar la mezcla sobre los dientes durante unos 2 minutos, para permitir que actúe y genere su efecto.

Anuncios


Enjuaga tu boca y asegúrate de retirar de los dientes cualquier residuo. Notarás los resultados inmediatamente.

Lávate los dientes y percibirás aún más el efecto que deseabas, verás que tu sonrisa es ahora más blanca y brillante.


Importante: No repitas demasiadas veces o con mucha frecuencia este remedio, ya que la mezcla es una sustancia abrasiva y el abuso puede desgastar el esmalte de los dientes, volviéndolos más sensibles y vulnerables a las caries.

Con tecnología de Blogger.